Pasas la semana entre el trabajo, atender el hogar, los niños y las compras, y cuando te das cuenta, nuevamente tienes que hacer uso de tu tarjeta o gastar ese efectivo que tenías reservado para otra cosas porque te excediste en los gastos. Por supuesto, esto es totalmente normal, en especial si la economía del país no es la mejor. Entonces es el momento de poner los pies sobre la tierra y comenzar a ahorrar. Tienes que aceptar que es necesario que el dinero te alcance para llegar al final de la semana y puede que no sepas cómo hacerlo; realmente suelen ser tantos gastos que no sabes por dónde comenzar, pero debo decirte que no es tan complicado como lo puedes llegar a pensar, por eso te voy a dar algunos tips para ahorrar dinero cada semana.

Ahorrar dinero cada semana

  • Café, bebidas y bocadillos en casa: Una de las cosas que, sin darnos cuenta, nos hace gastar y que reducen nuestra capacidad de ahorrar, son esos pequeños gustos que no damos a diario como una taza de café o un bocadillo; si lo sumas, te vas a dar cuenta que al final de la semana suman una cantidad bastante significativa de dinero que podrían bien estar en tu cuenta bancaria y no en la de otra persona. Entonces debes hacer uso de otras estrategias para no frustrarte por tener que ahorrar. Puedes comenzar haciendo bocadillos en casa, te puedo asegurar que resulta mucho más económico y sano. Prepara el café en casa, disfruta de una taza recién hecha y preparada realmente a tu gusto.
  • Maneja un presupuesto: Otra cosa en lo que se gasta, a veces en exceso, es en las comidas. En primer lugar, evita comer fuera de casa, así no tendrás que gastar más durante la semana. En segundo lugar, cuando hagas las compras organiza un plan de gastos, diseña un menú de las comidas que prepararas cada día, de esta manera podrás controlar no exceder tu presupuesto semanal; debes tener uno, así que aférrate a él. También debes tomar control de las raciones de comidas, y si quedan sobras, que generalmente pasa, úsalas; hay muchas maneras de aprovechar la comida. Aunque te parezca extraño, esto te ayudará con tu objetivo de ahorrar.
  • Momentos especiales en casa: No dejes de complacer a tu familia porque necesitas ahorrar; generalmente se gasta en exceso cuando sales a la calle, a un restaurante o una heladería. Puedes preparar una comida especial durante la semana, aunque igual gastes, no se comparará con lo que tendrás que pagar por cada plato que consumas en un restaurante. Y si los niños quieren comer un helado, cuando hagas las compras, puedes comprar los envases grandes que venden en los supermercados, duraran más y los tendrás contentos toda la semana. Y finalmente, alquila una película en lugar de ir al cine.

Si te detienes a pensarlo, puedes disfrutar de las mismas cosas con tu familia, pero con moderación, y podrás ahorrar, sólo concéntrate en eliminar esos gastos innecesarios que afectan tu bolsillo.